Horacio Godoy, “El distanciamiento social en el tango no existe”

 Horacio Godoy, más conocido como el “Pebete” es bailarín, maestro, disc jockey, fundador y organizador junto a su socia Cecilia Troncoso de unas de las milongas más legendarias de Buenos Aires “La Viruta tango club” que este año cumple 25 años.

Ha participado de innumerables festivales de tango por el mundo, Roma, Estambul, Bruselas, Hong Kong, Dubai, París, Chicago, entre otros.  Además de presentarse en espectáculos y en las compañías más prestigiosas del tango. Se declara hincha de Juan D´arienzo, pero escucha a Gobbi y Troilo y se tomaría unas copas de champagne con D´Arienzo y Eduardo Arolas.

El contacto, el abrazo y el acercamiento es la razón de ser del tango. Será una de las últimas actividades en volver. Pero tanto Cecilia como Horacio han sabido buscar camino y dan clases de tango de manera virtual. Además, el Pebete dicta cursos sobre las orquestas de los años 40 y musicalidad.

¿Qué análisis haces de esta situación que nos toca vivir?

Los que tenemos leche y pan en la heladera no nos podemos quejar. Lo que realmente me preocupa es las personas que no tienen ni siquiera algo en la heladera. Y cómo van a afrontar todo lo que viene.

Este año la Viruta cumple 25 años. Seguramente había muchos planes. ¿Cómo imaginas el regreso de La viruta?

El regreso a La Viruta lo imaginamos mejor hace un tiempo. Ahora realmente es distinto con todo lo que está pasando día a día, la cuarentena que se va estirando y a eso hay que sumarle la crisis económica. Así que no tenemos muy claro el panorama ni sabemos en qué condiciones volveremos. Por supuesto, con mucha esperanza y sabiendo que en algún momento todo va a cambiar. Cuando abramos las puertas creo que los primeros meses la crisis va a ser brutal y muy profunda.

La Viruta Tango club

-Viajas permanentemente por el mundo, ¿Cómo y cuánto afecto en el exterior?

La incidencia que tuvo la pandemia en el mundo es exactamente la misma que vivimos en Buenos Aires. La diferencia es que aquí se tomo la decisión de que económicamente las restricciones iban a ser dolorosas, Argentina cuida a su gente, pero de todas maneras lo fue para todos los países que no tuvieron cuarentenas. Tuvieron los fallecimientos y las secuelas económicas. Uno de los mayores índices de desocupación de la historia de EE UU en los últimos tiempos.

– ¿Qué crees que sería importante como aporte para la recuperación del ámbito tanguero?

Todo lo que tiene que ver con las pymes argentinas el rol del estado va a ser básico porque creo que la situación va a ser desesperante. De todas maneras, el estado está apoyando, pero que termine o se levante no significa que vayamos a pasar una primavera maravillosa ni mucho menos. Pienso que el estado va tener que encargarse de muchas más cuestiones de lo que normalmente hace. Iremos viendo en el camino cómo se podrá ir equilibrando y resolviendo el regreso.

-¿Cómo soñas el primer día de apertura post pandemia de la Viruta? ¿Y qué tango bailarías?

Sueño que haya cura de la pandemia. Cuando abramos me gustaría que la gente que venga a bailar tango a la Viruta no este con el miedo presente. Por eso creo que no tiene sentido abrir hasta que estemos seguros porque el tema del distanciamiento social en el tango no existe. Claramente me imagino bailando una tanda de Troilo.

¿Con quién te hubiera gustado tomar un vino del mundo del tango?

No tomo vino, pero si champagne. Hubiera compartido unas copas con Juan D ´Arienzo, soy hincha de él. Le hubiera hecho una entrevista eterna sobre un montón de puntos que tienen que ver con la historia y cómo fueron los sucesos según su visión de todo lo que paso.  En segundo lugar, con Eduardo Arolas me hubiera gustado conocerlo porque fue un gran compositor y el primer fueye que fue al frente.

– ¿Tus 3 orquestas favoritas?

Yo soy hincha de D ‘Arienzo por lo tanto siempre esta primero. Después lo que más me gusta escuchar en casa es la orquesta de Alfredo Gobbi, me apasiona y sobre todo los tangos cantados. También me encanta la de Troilo. Son las dos orquestas que más escucho. Es como en el futbol podés ser hincha de un equipo, pero sabes que los otros juegan mejor. Eso pasa un poco también en el tango, yo soy hincha de Juan D´arienzo, pero escucho a Gobbi y Troilo.

1 comentario en “Horacio Godoy, “El distanciamiento social en el tango no existe””

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *